LLegó el Comandante y mandó a parar

Quienes estuvieron allí ese ocho de enero de 1959 como protagonistas y espectadores  de la llegada triunfal de la caravana de la libertad con Fidel Castro al frente, que saliera desde la región oriental de Santiago de Cuba, aseguran que ese  día hizo un frío intenso, pero este, no impidió que el pueblo desbordante de alegría, saliera a las calles para recibir y festejar junto a los barbudos, la victoria. Estos hombres traían desde la Sierra Maestra la libertad por la que los cubanos estuvieron años peleando y por la que habían caído muchos de los hijos de este pueblo. Libertad que supimos abrazar por siempre y que hoy defendemos con orgullosa dignidad.

 

El Canario

Anuncios
Categorías: Historia, Imágenes, internacional, Latinoamerica, Política, Revolución, Sociedad | Etiquetas: | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: